Nacida en Barcelona hace 24 años, Elia Tabuenca empezó a indagar en el mundo de la literatura desde muy pequeña.

Los cuentos, las novelas y las poesías entraron en su vida como un torbellino: arrasando con toda su atención. Desde entonces, empezó a escribir, a devorar libros y a prendarse de autores como Julio Cortázar, Alessandro Baricco, Javier Marías o García Márquez.

Estudiante de Filología Hispánica, asegura que ella estudia por amor a las letras, no por amor a los títulos. Escribe porque es su manera de comunicarse, de expresar fielmente lo que hay en su cabeza. ¿Y qué hay? Hay amor, hay fantasía, hay sueños, hay belleza, hay colores, hay dulces, hay sensibilidad, hay literatura.